¿Está mi organización preparada para soportar las consecuencias económicas de una interrupción en los procesos de la operación?

¿Qué herramienta tienen las organizaciones para evitar que esto suceda?

Los Planes de Continuidad de Negocio (PCN), son la herramienta más apropiada para ayudar a las organizaciones a superar eventos extremos y continuar con su actividad, minimizando sus resultados más negativos frente a una crisis, aumentando las posibilidades supervivencia de la compañía.

Son una decisión estratégica y de alto impacto en la organización.

La planificación previa para reducir el impacto que produzca una parada inesperada y el retorno ordenado y establecido a la normalidad, supondrá un ahorro económico importante para la organización.